Literatura japonesa, Reseñas
Leave a comment

‘NP’, de Banana Yoshimoto

Banana Yoshimoto - NP

“E realidad, la historia de aquel verano resultaba difícil de explicar desde el principio. Lo que queda son los cálidos rayos del sol y una fuerte sensación de ausencia… De mi ausencia. El lugar que ocupaba. El papel que estaba interpretando. El lugar de mis propios sentimientos. En aquellos momentos, sentía como si yo fuera el verano mismo.

Así resume la narradora-testigo de la novela NP (1992), de Banana Yoshimoto (pseudónimo de Mahoko Yoshimoto, 1964), el verano en el que se desarrolla su historia. Un verano en el que la protagonista descubrirá cosas sobre sí misma y sobre los secretos más ocultos de los personajes que la rodean, y todo con el telón de fondo de la literatura.

Esa narradora es Kazami, una joven que trabaja en la universidad investigando el misterio que rodea la obra del escritor Sarao Takase y, en particular, su libro de cuentos NP, que ejerce una extraña influencia mortal en aquellos que tienen contacto con él, en especial sus traductores. Precisamente Takase vivió durante gran parte de su vida en los Estados Unidos y se suicidó a los cuarenta y ocho años, dejando dos hijos, Saki y Otohiko.

Un día, Kazami se reencuentra con los hermanos, a los que conoció tiempo atrás de la mano de un antiguo novio, Shoji, iniciando inmediatamente una relación de amistad que le permitirá acercarse aún más al misterioso autor y a los secretos de su familia. En esos secretos se encuentra Sui, una joven obsesionada con el libro y amante de Otohiko, que buscará a toda costa hacerse su amiga. Así será cómo en el transcurso de ese verano Kazumi se verá envuelta en un mundo extraño y fascinante.

Banana Yoshimoto

Con NP Banana Yoshimoto presentó una historia muy alejada del mundo lírico y sentimental que supuso su debut literario, Kitchen (1988), aunque la novela mantiene su interés por los personajes y emociones por encima de las tramas, abordando temas más arriesgados como la ausencia, el incesto olas pasiones irracionales. En este sentido, en NP la escritora japonesa crea una historia sobre gente con problemas, sobre personas que “caminan llevando consigo algo con lo que es difícil vivir, sea el talento o una minusvalía.” También sobre personas que viven en soledad, que han crecido en hogares donde una figura paterna ausente les ha dejado una marca imborrable.

Para recrear esos personajes NP presenta una narración que avanza y retrocede temporalmente, que transcurre sinuosa entre los recuerdos y el verano en el que se desarrolla la trama. De esos saltos el lector extrae escenas y momentos que van modelando a los personajes, su personalidad, características y motivaciones.

A rasgos generales, NP es una novela que desvela el estilo característico de Banana Yoshimoto, pero también algunos momentos de su historia muestran una prosa aún inmadura, con metáforas y comparaciones excesivas. A pesar de ello, se lee sin complicaciones. Para tardes en las que no se quiera exigir demasiado a nuestro intelecto.

Referencias

Banana Yoshimoto, N·P (traducción de Junichi Matsuura y Lourdes Porta, Barcelona, Tusquets, 2011, 186 páginas.

La imagen de portada es de la ilustración de la edición de bolsillo de Tusquets, basada en una ilustración de Ryo Ohshita (1985). La imagen de Banana Yoshimoto está tomada de escy.it.

Deja un comentario