Muchos autores de obra reseñable quedan a menudo silenciados por filiaciones políticas y vinculaciones a causas que, con el paso del tiempo, encontramos reprobables. Le sucedió al premio Nobel de Literatura Knut Hansum, cuya simpatía por el nazismo relegó su literatura a un segundo plano, y le pasó al escritor japonés Satō Haruo (1892-1964), cuya figura quedó marcada por su apoyo incondicional al régimen militarista que gobernó el destino de Japón hasta el final de la Segunda Guerra Mundial.

Satō Haruo fue uno de los narradores japoneses más influyentes del segundo cuarto del siglo XX, coetáneo y amigo de otros grandes escritores como Junichiro Tanizaki, Ryunosuke Akutagawa o Yasunari Kawabata. Un autor de gran prestigio que ha permanecido inédito en nuestra lengua hasta la publicación de El pájaro demoníaco y otros relatos fantásticos (Satori, 2018), una antología de cinco historias escritas entre 1917 y 1929 que dan cuenta de su gusto por la fantasía, el misterio, la leyenda y el mito.

El relato que abre el volumen,»La casa del perro español» (1917), es la narración que dio reconocimiento a Satō Haruo y lanzó su carrera tras ser publicada en la revista Seiza. El protagonista de este relato de rasgos oníricos en el que se mezcla lo sobrenatural y lo mágico es un hombre que, superado por el aburrimiento, decide dar un paseo sin rumbo siguiendo el camino que marca su perro, hasta que finalmente encuentra una misteriosa casa apartada. «La casa del perro español» es una fábula que, como señala Pau Pitarch en la introducción a la edición de Satori, trajo un soplo de aire fresco al panorama literario japonés de su tiempo al trazar un relato sin moral ni enseñanza, intentando abrir un nuevo espacio para la creación literaria.

«Una hermosa ciudad“ (1917), por su parte, se centra en la historia de una ciudad utópica que un millonario desea construir, para lo que recurre a un viejo arquitecto y un pintor (narrador de la trama). Durante tres años ambos trabajarán en un proyecto que finalmente se revela como una mentira que marcará a los protagonistas para siempre. Se trata de un relato «para aquellos que construyen sueños» (en contraposición a «La casa del perro español», un cuento «para aquellos a los que les gusta soñar«), un juego que destaca el papel de los artistas como protagonistas del cambio social.

LEER >  'El caminante', de Natsume Soseki
Sato Haruo
El escritor japonés Satō Haruo fotografiado en 1954.

El tercer relato, «El pájaro demoníaco» (1923), es una especie de fábula mezclada con mito en el que el narrador se centra en los habitantes de Taiwan, colonia japonesa en la época de Satō Haruo. Publicado originalmente en la revista Chuō Kōron, el relato encierra una «crítica paródica a la violencia colonialista«.

En cuanto a “El misterio del abanico”  (1925), se trata de un relato quizá algo más convencional, influido por las típicas historias de fantasmas chinas, de las que Haruo se sirve para traza una trágica historia situada en una mansión en ruinas.

El quinto relato, “Crónica de Nonchalant“ (1929), centra la acción en una distópica metrópolis vertical del siglo XXIX, donde sus habitantes tienen la oportunidad de sentir el sol por primera vez en su vida, con insospechadas consecuencias para ellos.

El pájaro demoníaco y otros relatos fantásticos es, en conclusión, un volumen que enganchará a los lectores de literatura fantástica no convencional, al tiempo que contribuye a la recuperación de un autor atípico y original de las letras japonesas.

Ficha bibliográfica
Satō Haruo, El pájaro demoníaco y otros relatos fantásticos (traducción de Alejandro Morales, Virginia Gros y María Saavedra; introducción de Pau Pitarch), Gijón, Satori, 2018, 235 páginas.Ilustración: portada para la revista Mitsukoshi (1913), de Hisui Sugiura.